En respuesta a los problemas edilicios y de insumos que sufre el Hospital de Niños de la ciudad, en el día de ayer se realizó un abrazo solidario organizado por UTS.

Con nuestro móvil de La Ranchada nos hicimos presentes en el lugar para hablar con Carlos Altamirano, Titular de UTS, quién nos comentó un poco respecto a esta medida.

El Titular de UTS además nos contó que no están haciendo reclamos salariales: “Estamos reclamando poder hacer para lo que venimos al hospital, resolverle problemas a la gente. Hoy por ejemplo se han suspendido innumerable cantidad de casos quirúrgicos, producto que solo hay 2 quirófanos funcionando de los 7 que tenemos producto de que no tenemos anestesiólogos”. Y agregó: “Hay situaciones que son lamentablemente alarmantes, como utilizar para el tratamiento de pacientes, productos vencidos desde hace 2 años, con conocimiento directo de las autoridades del Ministerio”.

Para cerrar, Altamirano, nos brindó su opinión personal de la situación general que atraviesa el nosocomio.