Anahi Oviedo , Eduardo Rufeil y Martín Quinteros son miembros del Club de Ajedrez Enroque 232 de la Federación Cordobesa de Ajedrez, y hace un tiempo vienen difundiendo el deporte en las diferentes comunidades de Córdoba, plazas, centro vecinales, escuelas, etc. Ahora junto con el apoyo de la Agencia Córdoba Deporte lanzaron el programa “Ajedrizate”

 

La propuesta nace a partir de miembros del Club de Ajedrez Enroque 232, con el objetivo de difundir el ajedrez a partir de habitar el espacio público.  Comenzaron a contactarse con organizaciones sociales de vecinos y vecinas con el objetivo que las organizaciones del barrio sean parte, acompañen y apoyen.

Una de las primeras actividades que llevaron a cabo fue en una plaza de barrio “Las Palmas”, se organizaron  junto con el centro vecinal y pusieron  mesas, tableros de ajedrez en la plaza del barrio. Hubo un taller para niños, utilizaron herramientas como vídeos, instancias de dibujos y tapitas de gaseosa. Martin Quinteros, de Enroque 232 manifestó “no hay estos espacios en Córdoba, no hay espacios de ajedrez social ”. También realizaron estas actividades en instituciones educativas primarias y secundarias donde los jóvenes y los adultos lo recibieron muy bien. Anahí Oviedo, miembro de Enroque 232 nos contó que en la escuela primaria “muchas niñas se engancharon” con el deporte, “por ahí con lo que hay que romper un poco es con esa idea de que es aburrido o que es sólo para varones” sentenció.

El Club de Ajedrez Enroque 232, a partir de el trabajo realizado, buscaron apoyo de la Agencia Córdoba Deporte de la provincia e Córdoba. De esta manera conformaron el Programa Ajedrizate, organizado por el club y acompañado por la Federación Cordobesa de Ajedrez. Eduardo Rufeil de Enroque 232 dijo que la principal idea es incentivar el deporte en jóvenes, adultos de todos los géneros.  Las comunidades ven a la ajedrez como una actividad importante para el barrio de encuentro de vecinas y vecinos. El próximo objetivo es crear una escuelita de ajedrez en estas comunidades “se apunta a enseñar a jugar” finalizó Eduardo Rufeil.