La Municipalidad de Córdoba puso en vigencia las ordenanzas N° 12.552 y 13.539 que obligan a proveer agua potable para consumo en establecimientos gastronómicos de expendio de comidas y bebidas y en espectáculos públicos, respectivamente.

Desde el 2 de enero, el Municipio cordobés está poniendo en marcha las ordenanzas que regulan la obligatoriedad de proveer agua potable para clientes de locales gastronómicos y asistentes a espectáculos públicos de la Ciudad de Córdoba.

En cuanto al servicio gratuito de agua en bares y restoranes, se debe poner a disposición el líquido para el cliente mediante jarras o vasos, así como también a solicitud del mismo, siempre de manera gratuita.

El espíritu de esta ordenanza busca garantizar la provisión de agua potable para el consumo gratuito, así como también la hidratación en eventos de gran asistencia de público.

Imagen: cortesía del Diario La Voz del Interior.