Delegados y empleados municipales del Hospital Infantil de Alta Córdoba, realizaron una asamblea informativa y abierta para cuestionar las condiciones edilicias de ese hospital y del resto de centros de salud que pertenecen al municipio cordobés.

Otra cuestión, no menor de esta asamblea es el caso del trabajador del servicio de emergencias médicas 107, quien fue cesanteado por deambular horas en una ambulancia con un paciente en diciembre de 2016.

El enfermero, Martin Lujan anduvo varias horas en el coche debido a que en el Hospital Infantil, había faltantes de cama. Si bien Martin Lujan no pudo ser despedido por tener fueros gremiales, sus dos compañeros fueron suspendidos también.

La reducción de personal fue una constante durante esta gestión, así lo señalo Graciela Márquez, empleada de salud y delegada de SUOEM,  a La Ranchada.

“este ejecutivo no está cumpliendo con un acuerdo que se hizo, que cuando se producía una baja de personal, se cubría”.

“cuando yo ingrese en el 2005, en el área de mantenimiento había 12 personas, en este momento son 7”. Esto es un ejemplo grafico señalo Márquez.

Escucha aquí el audio completo: