En diálogo directo con Adrián Britos, Secretario General del Sindicato de Vendedores de Diarios y Revistas de Córdoba y Concejal por Unión por Córdoba, nos comentó sobre la situación actual del rubro de los Canillitas y sobre sus opiniones acerca de la gestión municipal.

Britos expresó en La Ranchada que el pasar económico y laboral de los Canillitas no escapa a la realidad actual de todos los trabajadores tanto por la recesión, como por la devaluación y uso de nuevas tecnologías que han modificado los hábitos de informarse: “La forma que tiene la gente de informarse hace que no compre tantos diarios y revistas. A pesar que nosotros hemos incorporado nuevas modalidades, incursionado en otros formatos y tratamos de adecuarnos al cambio, sabemos que cuando la economía no va de la mano, lo primero que se suprime son la venta de diarios y revistas porque existen otras alternativas para informarse”, explicó Adrián Britos.

Los Canillitas han percibido una deterioro del salario agravado, ya que su ingreso depende de la venta diaria. En este sentido, Brito explicó que desde el sector intentan acomodarse a los cambios de época pero necesitan una política de estado que los acompañe: “Tratamos de integrarnos y de cambiar el paradigma de trabajo para seguir existiendo pero se nos complica cada vez más porque el Gobierno de turno no nos da una mano. Nosotros somos parte de la cultura y un pueblo sin cultura no mira para adelante”, comentó afectado el Concejal Britos.

El tarifazo ha modificando la vida de las personas “por prohibirles usar servicios tan vitales y eso modifica la vida cotidiana de la gente que siente miedo, preocupación o se enoja por no poder llegar a pagar los impuestos”, declaró y agregó el segundo semestre no tiene recetas mágicas para componer el poder adquisitivo de los trabajadores.

A su vez, Britos fue consultado sobre su opinión acerca de la gestión de Mestre, quien declaró haber cumplido el 80% de sus objetivos. “Las periferias de los barrios, que son los que más necesitan de la Municipalidad, han sufrido la ausencia de gran cantidad de políticas públicas; sobre todo en el transporte que no puede aliviar el tráfico y el sistema cloacal que continúa con conexiones clandestinas y momentáneas que se hicieron durante las campañas electorales”.

Según Britos, a la gente se la ha obligado a vivir mal entre aguas servidas, sin cordón cuneta, sin asfalto y con gran cantidad de baches. “Mestre gobierna sólo para los negociados, construyendo trajes a la medida de los empresarios y no del bienestar de la gente”.