Inaugurando el Centro de Experimentación Textil de la Mutual Carlos Mugica, una veintena de emprendedores  vinculados a cooperativas de trabajo y organizaciones sociales relacionadas a la Economía Social participó de la presentación del proyecto y la primera capacitación del ciclo Diseño e Innovación Textil.

El lic. Gabriel Suarez, director del proyecto, presentó el alcance general de la propuesta  e inició el desarrollo de la clínica: Cadena de valor textil, primera clínica de un ciclo de seis, que continuará con instancias de tres horas semanales hasta el mes de septiembre

Además, se desarrollarán visitas a talleres,  experimentaciones con nuevas técnicas de intervención de prendas, análisis de las últimas tendencias en diseño textil y se adquirirá equipamiento que se destinará al Centro de Experimentación que quedará instalado.

Estos talleres se dan en el marco de las instancias de formación del proyecto: ‘Estrategias de diseño y comercialización en la confección de indumentaria en el Gran Córdoba’ del Programa de Educación en Cooperativismo y Economía Social en la Universidad de la Secretaría de Políticas Universitarias (SPU). El objetivo del proyecto radica en ampliar el campo de la creatividad para poner en marcha innovaciones específicas que contribuyan al aumento de la competitividad de los emprendimientos que asisten a los talleres.

“El eje central es el agregado de diseño como estrategia de comercialización y se trabajará además sobre la calidad de las confecciones, terminaciones y el reconocimiento de géneros, como atributos de las prendas ligados también al diseño”, comentó Eugenia Laucirica, responsable de la propuesta formativa.

El proyecto ha generado un gran entusiasmo en los participantes por la temática, diseño de indumentaria, de la que no suelen encontrar ofertas y el encuentro con trabajadores del sector para el intercambio de saberes. Destacaron la accesibilidad de una propuesta gratuita y tienen grandes expectativas respecto a las próximas clínicas que prevén la exploración de técnicas textiles que permitan desarrollar la creatividad y generar impacto en la innovación de los productos. La disponibilidad de equipamiento de uso colectivo consideraron permitirá agregar valor a sus producciones y desarrollar internamente procesos clave que actualmente tercerizan o no realizan.