Trabajadores/recicladores de la Cooperativa Podemos que funciona en Villa Los Galpones  son una parte importante del proceso de producción del cartón. Reciclando favorecen al cuidado del medio ambiente. Sin embargo, continúan teniendo ingresos ampliamente desiguales en relación a los costos industriales del cartón.

La Cooperativa Podemos funciona hace 1 año en Villa Los Galpones, realizan semanalmente una asamblea donde los asociados tratan y debaten diversos problemas en relación a la cooperativa. Además planifican los pasos a seguir hasta la próxima semana. La Cooperativa esta comprendida dentro de la Confederación de Trabajadores del Ambiente.

“Chaco”, miembro de la Cooperativa Podemos explicó el proceso del cartón, la relación con el medio ambiente, además el papel juegan la industria del cartón y el Estado en este proceso. La industria del cartón es una pirámide, en la provincia de Córdoba, la empresa “Carton Cor” se encuentra en la cúspide. Esta empresa, perteneciente al grupo Arcor, es la encargada de producir el cartón corrugado que es utilizado para embalaje. Este cartón es producto del trabajo de los cartoneros/recicladores que son los encargados de recoger el material para luego vendérselo a la empresa. La industria funciona en base al cartón reciclado, está manera protege el medio ambiente ya que evita que tengan que talar árboles para producir la masa de celulosa con la que se produce este tipo de cartón.

 

14959081_1250532551687135_2139645775_o

“Chaco” manifestó “Nosotros con nuestro trabajo cuidamos el ambiente (…) toda esta industria descansa en el cartón y en el trabajo que nosotros recolectamos y rescatamos desde la basura evitando de esta forma de que vaya al entierro”. Sin embargo a pesar de realizar el trabajo que requiere mayor esfuerzo, la remuneración es escasa. Los trabajadores reciben 1,50 $ por el kilo de cartón mientras que la empresa Carton Cor lo vende entre $38 y $40 el kilo. De todo el cartón que es comercializado al Estado le corresponde el 21% a través del IVA. Los cartoneros-recicladores no reciben nada del ingreso proveniente de los impuestos,  no se tiene en cuenta los gastos que realiza el cartonero-reciclador a la hora de trabajar, tienen que pagar los fletes desde el centro de la ciudad hasta el lugar de trabajo donde seleccionan el material, y luego otro flete más para transportarlo al Acopiador. Este acopiador lo comprime en fardos de 900 kilos y lo manda a Carton Cor. Los cartoneros no reciben ninguna ayuda por parte del Estado Provincial, Municipal, ni Nacional “sobre nuestro brazos y nuestros hombros está descansando toda la industria del cartón y el cuidado del medio ambiente”  y agregó “acá hay una injusticia tremenda, muy evidente, muy palpable”.