La empresa “Caminos de América S.A” quien actualmente tiene la concesión del servicio de peaje en la ruta 38, determinó cerrar las cabinas  ubicadas a la altura de Villa Giardino  arguyendo que las trasladaría a otros tramos de la ruta. Lo cierto es que la decisión dejaría a 57 trabajadores en la calle generando consecuencias desfavorables para sus familias.

El  secretario general del interior de la Unión de Empleados de la Construcción y Afines de la República Argentina (UECARA),  Gustavo Rossi, brindo declaraciones al programa “La despensa” de Radio La Ranchada y sostuvo: “Lo que nosotros estamos solicitando es que, mas allá de la decisión del levantamiento de la estación de peaje, que los puesto de trabajo de nuestros compañeros no se pierdan”, a su vez  indicó “Nuestra propuesta es conservar los servicios”

 

 

Cabe resaltar que los trabajadores han sido respaldados por el intendente de Villa Giardino, Omar Ferreyra, quien se solidarizo con su lucha.