El pasado Sábado a las cinco de la mañana, dos patrulleros de la policía se hicieron presentes  en el local de plaza Güemes ubicado en calle Marcelo T. de Alvear al 665, donde se realizaba el festival solidario de la O.N.G “Juntando Sonrisas”.

En comunicación con “La hora de las villas y los barrios”, Facundo Ceballos coordinador de la Fundación  declaro: “Tuvimos que pagar una deuda que en principio era de 20 mil y se agrando a casi 50 mil”.  Dicho monto sería destinado a los cuatro comederos que la O.N.G sustenta, uno de ellos el comedor del Chaparral el cual ha sufrido la consecuencia de cerrar sus puertas hasta nuevo aviso.

Por otra parte Facundo Ceballos indicó que “están haciendo una campaña solidaria para mantener de pie el comedor del chaparral”. Cabe resaltar que  la ONG ya ha iniciado acciones judiciales contra la Municipalidad de Córdoba.