En una histórica jornada, cientos de miles se congregaron en las calles cordobesas para repudiar el fallo de la Corte Suprema de Justicia que otorga el 2X1 a Luis Muiña represor condenado por delitos de lesa humanidad.

La peligrosidad que este fallo representa es que sentaba precedente para que otros condenados por el mismo delito pudieran acogerse.

Según la organización alrededor de 120 mil personas se congregaron en el centro de la ciudad y diversos funcionarios se hicieron presentes como Alejandra Vigo, secretaria de Equidad y Promoción del Empleo de la Provincia, el Vice gobernador Martín Llaryora, el ministro de Justicia y DDHH Luis Angulo por la órbita provincial. También estuvo el intendente Ramón Mestre, marchando en la columna de la Juventud Radical pero debió retirarse a causa de los innumerables abucheos.

La CGT regional Córdoba estuvo presente asi como también UEPC y diversos partidos políticos aunque las banderas partidarias no abundaron.

 

 

Categorías