Según proyecciones de consultoras privadas, la inflación del mes de Septiembre superará el 7% y más del 45% anual, dejando un importante arrastre para el mes de Octubre, donde impactarán la suba de tarifas y la devaluación.