Los movimientos sociales lanzaron hoy un plan nacional de lucha para pedir el tratamiento inmediato de la ley de Emergencia Alimentaria, impulsar una ley de la economía popular, y rechazar la reforma laboral y jubilatoria, entre otros reclamos.

Durante toda la mañana se realizaron ollas populares y manifestaciones en diferentes ciudades del país.  En Córdoba se marchó hasta dos dependencias estatales, por un lado al Centro de Referencia del Ministerio de Desarrollo Social y por otro a la Gerencia de Empleo del Ministerio de Trabajo. La movilización que partió desde  Plaza Colon culminó en  la esquina de Colon y General Paz donde congregaron un importante grupo de personas junto a las distintas organizaciones que  llevaron el grito “sin tierra, techo y trabajo la reforma es contra los de abajo”.

En un contexto donde la pobreza supera el 40% de los habitantes del gran Córdoba, la movilización exigió que se discuta un programa de REFORMAS INCLUSIVAS para los tres ejes de la economía popular:

TIERRA: por una reforma agraria integral y popular que respete la naturaleza del avance arrollador del monocultivo, la megaminería y extractivismo, reafirmando los derechos de campesinos, agricultores familiares y pueblos originarios. Por la inmediata implementación de la Ley de Agricultura Familiar, la sanción de la prórroga del Relevamiento Indígena y la Ley de Emergencia Alimentaria.

TECHO: por una reforma urbana que garantice una real integración de los 4228 barrios populares de la Argentina para que todos los vecinos de villas y asentamientos puedan gozar de los derechos habitacionales elementales (agua, cloacas, luz, gas) y de un barrio digno (calles, plazas, luminarias, salitas, jardines, trasporte público, conectividad, acceso de ambulancias, bomberos, recolección de residuos, etc). Necesitamos 1 millón de lotes con servicios para resolver el déficit habitacional y un verdadero plan para las futuras generaciones.

TRABAJO: por derechos laborales para todos los trabajadores de la economía popular. Universalización del Salario Social Complementario y pleno acceso a la Seguridad Social (ART, obra social, Jubilación, etc.). Fomento a la producción popular, única alternativa frente al mercado laboral cada vez más excluyente.