Azul Montoro tenía 23 años de edad, oriunda de Villa Mercedes, provincia de San Luis, pero hace unos años se radicó en Córdoba, donde ejercía trabajo sexual en zonas céntricas de la ciudad.

Este miércoles a horas de la madrugada encontraron su cuerpo sin vida en la calle Rincón al 150, lugar donde se encontraba cuidando la habitación de una amiga. Presentaba signos de haber sido brutalmente asesinada.

El día de ayer, miembros de ATTTA (Asociación de Travestís Transexuales y Transgéneros de Argentina) y Putos Peronistas convocaron a una movilización frente a la Jefatura de Policía en reclamo de justicia y esclarecimiento del caso. Azul era militante del centro sociocultural trans Laura moyano, asociación que también movilizo en el día de ayer.

 

En las ultimas horas un hombre fue detenido por la policía de la provincia sospechado de ser el autor del homicidio de la joven. Se conoció que los investigadores encontraron en su poder el celular de la victima y manchas de sangre en su ropa.

El detenido fue identificado como Fabian Alejandro Casiva, de 23 años, domiciliado en Villa El Libertador, según indicaron fuentes policiales a Cadena 3.

Fue apresado cuando caminaba cerca del Hospital Neuropsiquiatrico de barrio General Paz, el miércoles a las 23.20.

El fiscal que entiende en la causa Guillermo González, relató a El Show de La Mañana, precisó que se dio con el sospechoso “a través de las señales que daba el aparato de telefonía celular”.

En comunicación con La Despensa, programa de radio La Ranchada, Celeste Giacchetta titular de ATTTA, expresó “el femicidio trans de azul es el resultado de un mecanismo expulsivo y un estado que hace la vista gorda en derechos humanos para la población trans”

Escucha el audio completo de la entrevista aquí: