Luz y fuerza se encuentra en alerta y con asambleas, frente al intento del gobierno provincial de revisar el convenio colectivo de trabajo del sector.

Ante esto, desde el gremio consideran que debilitar los convenios laborales podrían favorecer a una futura privatización de la empresa EPEC, y que va en coherencia con el pensamiento del gobierno nacional.

Si bien, la empresa energética es una de los pocas entidades de la provincia que todavía mantiene estructuras públicas; en  EPEC, ya  se introdujeron varias mecanismos gerenciales y lógicas mercantiles con las leyes del “estado nuevo” durante el primer gobierno de De la Sota, donde el sindicato salió a pelear en contra de una privatización integral.

Gabriel Suarez, secretario general de Luz y Fuerza, señalo que “Ya lo hicieron en la década del 90 y parece que este modelo nacional que lidera Macri, aliado con el gobernador de la provincia, Schiaretti, pretende hacer lo mismo”.

 Los trabajadores también reclaman porque no se les pagan las horas extras a los empleados ni se reemplaza a las personas que se jubilan, fallecen o entran en retiro voluntario, faltando mano de obra calificada.

 

fuente: agencia Farco