El intendente Mestre prometió a principio de año la aprobación de 30.000 lotes para empresas constructoras. Esta ordenanza permitirá la escrituración de los lotes y la municipalidad garantizará el lote para su escrituración.

La idea del intendente es aprobar velozmente los lotes para que puedan ser vendidos por las empresas y así los bancos poder brindar créditos hipotecarios. La clave de esta ordenanza es que se permitirá que los “desarrollistas” vendan los lotes sin terminar las instalaciones de asfalto, luz y gas, para hacerlas posteriormente.
Dicho esto, en el informativo de RadioReloj entrevistamos telefónicamente a Marco Galán, quien es director de La Ranchada y también investigador especializado en hábitat, el cual indicó que:
“en los últimos años, hemos observado que las tierras vacantes ubicadas en la ciudad fuero en su mayoría compradas por desarrollistas inmobiliarios que justamente no piensan en las demandas de los ciudadanos”
Galán afirmó además que “es un negocio redondo para las empresas que podrán recibir dinero de esas ventas de lotes, sin garantizar ni la infraestructura ni la inversión exigida por la ordenanza Nº 8060”.
El valor de estos lotes parte desde $ 2.000 el metro cuadrado.
Según los datos del último censo de 2010, el déficit habitacional equivale a casi más de 2 millones de familias, otro dato es que en Córdoba Capital hay 100.000 familias que demandan vivienda digna y 2,5 millones de viviendas sin usar.
El referente del Mov. Carlos Mugica declaró además: “a diferencia de otros países del mundo, donde hay poca tierra y hacinamiento y si se piensa en Argentina y Córdoba, esta tiene un diámetro de 24 km x 24 km, que seria 576 km cuadrados, lo que la hace una ciudad muy grande donde no habría problema de aprovechar la tierra y planificar un buen uso urbano y/o rural e industrial de la ciudad”.
También un causante de este déficit es que el boom sojero y sus excedentes fueron a parar al mercado especulativo e inmobiliario por parte de arrendatarios y propietarios que compraron propiedades y que muchas veces no están alquiladas ni se utilizan.

Categorías