Reformas actuales en el código penal de la nación, el Gobierno de Mauricio Macri trabajó en un proyecto para modificar el mismo. Entre los cambiosse eximirá a los agentes de fuerzas de seguridad que matasen o lesionen a personas en operativos, siendo éste un cambio para reflexionar.

La reforma será ante dos casos: cuando sea en cumplimiento de su deber y con su arma reglamentaria. Fuera de esas excepciones seguirá penalizado. Así lo establece el texto que una comisión especial elaboró y que entregó al Poder Ejecutivo Nacional con un análisis a todo el Código y modificaciones a los delitos de corrupción, sexuales, despenalización de consumo de drogas, terrorismo, entre otros temas. Fuentes de la Comisión le dijeron en declaraciones periodísticas, que lo que se hizo fue agregar al Código la jurisprudencia que rige en la Justicia y que tiene determinado que no se puede acusar penalmente a un agente de una fuerza de seguridad en esos casos. La jurisprudencia es el conjunto de fallos judiciales que siguen una misma línea frente a hechos similares.

El actual Código Penal establece en su artículo 34 los casos penales que “no son punibles”, es decir, que son delitos pero no tienen penalización. El más conocido es para las personas que son inimputables porque no entienden la criminalidad del acto que cometió. También la legítima defensa. La ley establece siete casos de delitos que no son castigados penalmente. Uno de ellos es “el que obrare en cumplimiento de un deber o en el legítimo ejercicio de su derecho, autoridad o cargo”. El proyecto de reforma al Código Penal lo extiende bajo esta redacción: “el que obrare en cumplimiento de un deber o en el legítimo ejercicio de su derecho, autoridad o cargo. El miembro de alguna fuerza de seguridad pública, policial o penitenciaria que, en cumplimiento de su deber y en uso de sus armas en forma reglamentaria, cause lesiones o muerte“. La no punibilidad de estos casos, no implica que los agentes no puedan tener responsabilidad civil por su actuación. La reforma no limita el inicio de acciones por daños y perjuicios contra los agentes de las fuerzas de seguridad.

Asi las cosas, podemos concluir que si bien se pretende la reforma de la normativa nacional, hay que comentar también, que seguirán respondiendo civilmente, y que la figura cuenta con excepciones, sin embargo, es para pensar el rol que toman las fuerzas de seguridad en el actual gobierno de corte neo liberal de Mauricio Macri.

Fuente: infobae