El Centro de Almaceneros, Autoservicios y Comerciantes Minoristas de Córdoba estableció a través de un informe elaborado en el mes de diciembre, que a causa de la inflación es probable que se produzca un deterioro en la alimentación de los ciudadanos.

Según dicho informe, durante diciembre, los cordobeses consumieron menos carne vacuna, frutas y verduras. Para hablar de esta problemática, nos comunicamos con Vanesa Ruiz, Directora del Centro de Almaceneros, Autoservicios y Comerciantes Minoristas de Córdoba.

A su vez, Ruiz, nos comunicó que se ha incrementado el consumo de pan, fideos, papas, pollo. “Por otra parte hay una importante retracción en el consumo de carne vacuna, leche fluida y derivados; se han dejado de consumir frutas y verduras. Por lo que vemos un deterioro nutricional en la calidad del alimento de muchos hogares, sobre todo los mas vulnerables”, cerró la Directora del Centro de Almaceneros.