Gremios nucleados en la Intersindical de Mujeres de Córdoba adhirieron al Paro Internacional de Mujeres y marcharon junto al colectivo Ni una Menos en reclamo por los derechos de las trabajadoras. Organizaciones sociales y familiares víctimas de femicidios encabezaron la marcha que empezó desde Colón y Cañada y finalizó en la Plaza Agustina Tosco (Ex Plaza Vélez Sarsfield). Participaron más de 20.000 personas.

Este 8M, se reivindico los derechos de la mujer trabajadora, además de visibilizar los obstáculos que deben atravesar las trabajadoras del mundo en sus ámbitos laborales. Algunas demandas que se pudieron escuchar fueron sobre el efecto del ajuste económico del Gobierno Nacional y la feminización de la pobreza. Tanto en Córdoba como en el resto del país, algunas organizaciones sindicales realizaron asambleas en los lugares de trabajo, abandono de tareas antes de la marcha, y otras volanteadas y actividades de visibilidad.

A comienzos de febrero, mujeres de varios gremios cordobeses comenzaron a reunirse para evaluar acciones frente  al paro lanzado por organizaciones feministas. La Intersindical de Mujeres está integrada por 32 organizaciones sindicales que tienen la intención de seguir consolidando ese espacio después este 8 de marzo. Entre ellas están las centrales CGT Regional Córdoba, CGT Rodríguez Peña, CTA de los Trabajadores y CTA Autónoma, y los gremios ATE, UEPC, Suoem, Luz y Fuerza, Adiuc y AGEPJ, como parte de una larga lista. En el primer comunicado de la intersindical de mujeres, las trabajadoras advierten que la desocupación y la informalidad afectan  con mayor intensidad a las mujeres. Llaman la atención sobre las formas de violencia que se despliegan en los ámbitos laborales y la dependencia económica que impide a las mujeres acceder a la autonomía y superar situaciones de violencia.  El objetivo es  promover más participación de las mujeres en gremios y sindicatos, sumar representatividad, y que las discusiones salariales y convenios colectivos sean parte de las agendas de las mujeres.  Sabrina Pereyra de la Intersindical Mujeres Córdoba  y del Sindicato de Luz y Fuerza hizo referencia que los temas más importantes a tratar son la defensa del sistema provisional y el 82% móvil, la derogación de la ley 10.333 que va en detrimento de la clase trabajadora y los jubilados, además de la defensa de los convenios colectivos de trabajo.

Susana Pita,  integrante de la corriente política y social La Colectiva Córdoba, afirmó si pensamos en los gremios, los espacios de dirección, las secretarías generales de los gremios, en los lugares ejecutivos las mujeres no estamos. Espacios laborales donde el 90% está cubierto por mujeres, el cargo mayor está cubierto por varones”.

Después de coordinar la participación de los gremios en el Paro Internacional de Mujeres, la Intersindical continuará trabajando para crear una agenda común de acción y lucha. El próximo 18 de marzo se realizará en nuestra ciudad el Primer Congreso de Trabajadoras de Córdoba. El evento se llevará a cabo en la sede de SMATA, 27 de abril 663.