El núcleo empresarial del interior del país, afirmó que si los poderes concedentes no realizan una “justa y adecuada recomposición tarifaria, se procederá a la reducción de servicios y suspensión del personal“.

Desde la Unión Tranviarios Automotor (UTA), adujeron que la Federación de Empresarios del Transporte Automotor de Pasajero (FETAP), desconoció el acuerdo salarial suscripto en julio pasado, a razón de esto se tomaron estas mediadas de fuerza.

Por parte del municipio de Córdoba, tomaron la decisión de multar con 700 mil pesos a las empresas de transporte por no prestar el servicio en la ciudad.