La falta de vivienda, no se resuelve con balas

0
141

Conversamos con Marco Galán, director de la Asociación Mutual Carlos Mugica sobre la histórica y creciente problemática habitacional en los barrios y villas de Córdoba. Comenta sobre las propuestas que desde los movimientos populares vienen presentando para dar respuesta a la situación.

Situación que se vive en los barrios y villas de Córdoba

La pandemia del Covid-19 agravó y visibilizó problemáticas históricas y estructurales en la Argentina. Es así que necesidades vinculadas a la falta de acceso al trabajo, a la alimentación, la salud, la educación y la vivienda, se profundizaron en estos tiempos.

Los espacios sociocomunitarios que sostienen merenderos y comedores se han visto desbordados en la demanda por alimentación de aquellas familias que hace tiempo no cuentan con ingresos fijos que les permitan subsitir. Además, esta situación va en aumento ante la imposibilidad de llevar adelante trabajos informales, en las calles y en los barrios que aseguraban un mínimo de ingreso en algunos hogares.

A esto se le suma también la problemática habitacional vinculada a la falta de acceso a la tierra y el techo en numerosos barrios, villas y asentamientos de Córdoba y el país. En este tiempo se ha vuelto más difícil sostener alquileres, visibilizándose también las situaciones de extremo hacinamiento en que viven muchas familias.

El Ingreso Familiar de Emergencia visibilizó que, en Córdoba, son alrededor de 800.000 las familias que no cuentan con ingresos formales y en estos tiempos de aislamiento, no cuentan con ningún tipo de ingreso desde la informalidad.

Esta grave situación, decanta, entre muchas otras cosas, en un aumento de ocupaciones y tomas de tierra en nuevos territorios, así como el incremento de familias en barrio populares ya existentes, como aquellos registrados en el año 2017 a través del Registro Nacional de Barrios Populares (ReNaBaP) que incluían 19.000 familias cordobesas viviendo en 117 villas y asentamientos que no garantizan las condiciones básicas de hábitat y urbanización.

Escuchamos a Marco Galán quien describe cómo se vive esto en Córdoba:

¿Cómo se vienen tratando las problemáticas habitacionales?

Ante esta desesperante realidad, no se han generado desde los estados nacionales, provinciales y municipales, políticas públicas que den respuesta a esta situación. Al decir de Marco Galán: “Los estados no han tenido participación en mediar en estas situaciones conflictivas que se tensan a partir de lo que muchos consideran violación de propiedad privada, y lo que nosotros entendemos como el derecho a contar con una vivienda”.

Es necesario leer y comprender esta compleja situación desde la falta de acceso a derechos humanos en gran parte de la población cordobesa y argentina, que al no contar con ingresos fijos imposibilitan acceder a la tierra y vivienda propia. Así, como plantea Galán:

“Es necesario sacar la problemática del ámbito judicial y abordarla desde políticas habitacionales. La salida no es la judicialización. No son bandas de delincuentes que ocupan tierras para mercantilizarlas como han dicho muchos medios de comunicación y figuras públicas. Esta mirada desconoce la realidad estructural que es grave y desesperante para muchas familias.”

Podes escuchar acá el audio con más información:

La solución planteada desde los y las protagonistas.

Ante la falta de respuestas e iniciativas desde los Estados, los movimientos populares, en articulación con las grandes masas de trabajadores sindicalizados, vienen construyendo estrategias que buscan generan transformaciones estructurales que den respuestas a problemáticas también estructurales.

La Unión de Trabajadores/as de la Economía Popular viene visibilizando la necesidad de que sean los mismos sectores que padecen la falta de derechos, los que generen propuestas en articulación con el Estado para garantizarlos. Es así que, a través del Plan Humano de Desarrollo Integral se establece que, como señala Galán, “el estado debe intervenir en la producción de lotes con servicios, generando una profunda reforma urbana y asumiendo un rol estratégico y reparador”. Estos lotes, señala, pueden construirse a partir de tierras vacantes y fiscales.

En su comunicado público, la UTEP establece:

“Las organizaciones que integramos la UTEP venimos planteando hace muchos años la necesidad de combatir la crisis habitacional con políticas de integración y acceso a la vivienda. La represión y la inacción no pueden ser la respuesta. Es imprescindible que se avance con las políticas públicas de integración urbana, y lotes con servicios de manera urgente.”

La propuesta del sindicato de la economía popular, prevé además que, las nuevas urbanizaciones se construyan con una mirada integral sobre los accesos y generen también unidades productivas en la comunidad. Señala Galán:“Proponemos loteos mixtos que incluyan la parte productiva que permita satisfacer la necesidad alimentaria del sector y también producir para la venta como fuente de trabajo.”

Otro punto importante, implica profundizar el desarrollo de la urbanización de los 4.400 barrios populares cordobeses contabilizados en el 2017 en los que se estima que hoy viven cerca de 22.000 familias. Estas obras, señala Galán “Permitirían generar puestos de trabajo, a partir de la construcción de obras necesarias para que los barrios accedan a los servicios básicos de luz, gas, agua y cloacas”.

Para conocer con mayor profundidad las propuestas podes escuchar los siguientes audios que las explican:

También podés acceder al Plan Nacional de Desarrollo Humano Integral en el siguiente link: file:///D:/Downloads/1_5010301585276797164(1).pdf

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here