La “Ley Ramona” : Proyecto de un bono de 5.000 pesos a trabajadores de comedores y merenderos comunitarios

Es un proyecto del diputado Leonardo Grosso, del Movimiento Evita, y cuenta con el respaldo del oficialismo. Sería mientras dure la pandemia. Impulsan un bono de $5.000 para todos los trabajadores de comedores y merenderos comunitarios

La ayuda económica impulsadas en el contexto de la pandemia, por el gobierno Nacional , ahora podría sumarle una más: un bono de $5.000 destinado a los trabajadores de comedores y merenderos comunitarios que todos los días se encargan de preparar y darle de comer a millones de personas en los barrios populares de la Argentina.

La idea fue presentada en el Congreso de la Nación por el diputado Leonardo Grosso, cuenta con las firmas de todo el bloque de los Movimientos sociales, y además tiene el apoyo garantizado de los diputados del Frente de Todos.

En el proyecto de ley, se marca que la ayuda –una asignación no remunerativa– deberá abarcar a todos aquellos trabajadores abocado a merenderos y comedores comunitarios como “reconocimiento al desarrollo de las actividades esenciales concernientes a garantizar el derecho a la alimentación, y la seguridad alimentaria y nutricional de quienes concurren a estos espacios”. También se aclara que el pago sera de $5.000 pesos y comenzará a otorgarse en el mes de junio, con la posibilidad de que se prorrogue hasta que dure la emergencia pública sanitaria por el covid-19.

Ese bono debería –según la norma– ser incluido junto con el pago individual que ya perciben a través del salario social complementario, que es actualmente de $8.500.

El diputado del Movimiento Evita señaló que, así como se ayuda a empresas con los programa de Asistencia de Emergencia al Trabajo y la Producción (ATP), también debe haber algún tipo de ingreso extra para quienes abren las puertas de sus casas para darle de comer a personas que hoy lo necesitan.

“Queremos que haya un reconocimiento económico para estas trabajadoras que están cuidando la alimentación de miles de familias”, reclamó Grosso, que dijo que es muy duro para los trabajadores de comedores ver cómo las grandes empresas reciben una inyección de fondos y ellos no.

Según los últimos relevamientos, desactualizados claro porque la crisis económica de la pandemia hizo estallar la situación social, en el país hay al menos 7.000 comedores y merenderos en el país. Cada uno cuenta con 5 o 6 trabajadores.

El proyecto de Ley intenta además ser un homenaje a Ramona Medina, la militante y vocera del colectivo Garganta Poderosa, vecina de la Villa 31 “Barrio Padre Carlos Mugica”, que falleció días atrás por coronavirus.

Total
1
Shares
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Related Posts