UEPC solicita al gobierno provincial que adelante los aumentos salariales

La Unión de Educadores de la Provincia de Córdoba (UEPC) envió un pedido formal a la provincia para que “adelante los aumentos que les corresponde percibir a activos y jubilados con los haberes de noviembre del 2021 y enero del 2022 para el mes de octubre”.

Según el documento, el pedido se fundamenta en que “la situación económica de la docencia de Córdoba es delicada. Y es aún más grave la de jubilados provinciales, puesto que sufren el diferimiento de 2 meses de los aumentos que logramos los trabajadores en actividad”.

En la misiva, el movimiento obrero organizado de docentes provinciales señala la falta de respuesta por parte del mandatario cordobés: “el Gobernador no ha respondido a estas legítimas requisitorias de nuestro sindicato. El silencio ha sido su respuesta, desentendiéndose de la dramática situación que vivimos trabajadores y jubilados frente el irracional aumento de los precios de los productos de la canasta familiar”.

El documento completo:

“Adelantamiento de incrementos salariales: el Gobierno debe dar una respuesta.

En virtud del descontrolado incremento de los precios de la canasta básica de alimentos, le hemos solicitado formalmente al Gobierno Provincial que adelante los aumentos que les corresponde percibir a activos y jubilados con los haberes de noviembre del 2021 y enero del 2022 para el mes de octubre. La situación económica de la docencia de Córdoba es delicada. Y es aún más grave la de jubilados provinciales, puesto que sufren el diferimiento de 2 meses de los aumentos que logramos los trabajadores en actividad. En ese sentido, hemos demandado a la Legislatura Provincial la eliminación de dicho diferimiento, para que los incrementos salariales sean percibidos en el mismo momento en que lo cobren los docentes activos. Tampoco hemos recibido ninguna respuesta a esta demanda.
El Gobernador no ha respondido a estas legítimas requisitorias de nuestro sindicato. El silencio ha sido su respuesta, desentendiéndose de la dramática situación que vivimos trabajadores y jubilados frente el irracional aumento de los precios de los productos de la canasta familiar.Más grave aún, en vez de apelar a medidas directas que se encuentran a su alcance que permitirían –al menos coyunturalmente- resguardar el valor de nuestros salarios, el gobierno provincial echa culpas a la política, a la nación u otros actores. Mediáticamente el Gobernador sostiene que hay que ser valientes y abrir la economía, posicionamiento que es de una irresponsabilidad manifiesta, producto de un dirigente que intenta posicionarse en un contexto electoral adverso a su proyecto provincial. El Gobernador olvida lo que ha significado este tipo de decisiones para el presente y futuro de los argentinos.  Nosotros no olvidamos, a modo de ejemplo, la denominada “apertura económica” permite ingreso y egresos de capitales especulativos, así como la introducción masiva de productos extranjeros, con las consecuencias probadas, de pérdidas de puestos de trabajo, cierre de fábricas y comercios, descapitalización del Banco Central para pagar las importaciones para el consumo, y el quiebre de las económicas regionales. Todas políticas que ya han sido aplicadas, y que ya han fracasado en nuestro país con referentes tales como Martínez De Hoz y Domingo Felipe Cavallo. Señor Gobernador dedicarse a responsabilizar a los demás y no tomar las decisiones que se deben tomar en tan dramático momento histórico, también constituye una decisión: la más desastrosa para los trabajadores y jubilados provinciales, a los cuales el Gobierno de Córdoba ha dejado a su suerte y a merced de los mercaderes de la miseria”.

Total
0
Shares
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Related Posts